jueves, 2 de abril de 2009

UN POEMA PARA LA SEMANA SANTA



DIOS

Mi confidente
Confianza y fe en mi alma latente.

Creencia, religión
Punto fijo de mi devoción,
Señal que sigo, orden que obedezco
Ser supremo a quien ruego y temo.


En días de dificultades y mala fortuna,
Esperanza solo tengo una
Y es usted mi Dios.

Mi gran Dios del cielo
Vive en la soledad de mi aposento
Camina entre la muchedumbre
Mientras lo siento entre las nubes.

Está entre los muertos
Pero vive, vivo
Crucificado, sacrificado
Por mi culpa, mi gran culpa!!!

Con su sangre
Lavó mis pecados
Para luego resucitar glorificado
Oh Jesús, vivo por tu poder.

1 comentario:

Archiduque de Applecore dijo...

Muy lindo poema. Yo escribí también mis modestos versos sobre la semana santa en mi blog: www.honorisliteraria.blogspot.com

Saludos!